Quejas contra instituciones de salud crecen 170%

En todo México se cierne una amenaza silenciosa, que parece atacar a las personas más indefensas y de la cual se discute poco en los medios de comunicación masiva; la negligencia medica es un mal del que nos enteramos a través de redes sociales en las que se difunden casos de mujeres que dan a luz en los pasillos o fuera de los hospitales porque no reciben atención, o personas que fallecen esperando ser atendidas u otros que tienen lesiones de por vida por la torpe atención médica que reciben.

En los últimos días, el sector salud ha registrado el mayor número de quejas por negligencia y mala praxis médica al prestar indebidamente sus servicios, que son de extrema importancia para la salud publica; sin embargo, el trato inhumano, la falta de atención e incluso el uso indebido de la fuerza por parte del personal de seguridad es lo que reina en estas instituciones.

La Comisión Nacional de Derechos Humanos (CNDH) recibió 54 quejas durante este primer semestre, a causa de posibles hechos violatorios ocurridos en Hidalgo, 34 más que en el mismo periodo de 2015, lo que representa un incremento del 170%.

23 del total de las quejas de los hidalguenses fueron contra el Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS), es decir, 42.59%, de las cuales 11 fueron por negarse a proporcionar atención médica, 7 por prestar indebidamente el servicio público, 5 por negligencia, 2 por negar las prestaciones de salud a los derechohabientes, y 1 más por trato indigno. La comisión ya inició procedimientos en contra del IMSS y del ISSTEP por la omisión de atención y prestación indebida de los servicios de salud.

La crisis de salud pública que vivimos se vuelve noticia por uno o dos días, para ser olvidada después. Sin embargo, la negligencia médica no es una situación esporádica, sino una realidad dolorosamente cotidiana, que sucede a diario en México, especialmente para aquellas personas que no cuentan con los medios económicos para atenderse en hospitales privados -aunque estos también tienen cola que les pisen-, sino en centros de salud pública que muchas veces carecen de medicamentos, doctores, equipo tecnológico, camas, disposición de servicio, entre muchos otros peros que entorpecen la atención.

Lo más alarmante es que, según un reciente reporte de la OCDE, en México se destina alrededor del 6.2% del PIB a salud, mientras que en otros países se destina el 9.6%, además en los últimos meses se han realizado recortes de presupuesto a la Secretaría de Salud y al Seguro Popular y, tras el golpe financiero que ocasionó el conocido como Brexit, el secretario de Hacienda, Luis Videgaray, anunció otro recorte de 31, 715 millones de pesos de los que el 50% provendría de las secretarías de Salud, Educación y Agricultura.

El tema de la negligencia y la mala praxis médica nos debe mantener atentos, especialmente cuando acudimos a solicitar servicios de salud, para actuar a tiempo y hacer valer nuestros derechos.

En Lex & Co contamos con un equipo de abogados y peritos expertos en negligencia médica, si usted o alguien cercano ha sido víctima de la mala praxis, llámenos y cuéntenos su caso.

Calle California No. 130-A casi esquina Inglaterra. Col. Parque San Andrés México D.F. C.P. 04040
Tels: 6840-1076 / 6840-1077 / 6840-1078 / 6840-1079

Conamed | Aviso de privacidad

Google+ Twitter pinterest